Paura

Le pedía pacientemente que aguardara, pero sus palabras no tenían efecto alguno en él. Insistía en que deseaba verla, pero ella estaba convencida que nada bueno dejaría el cumplir con sus exigentes demandas.

Cansada de escucharlo, lanzó por los aires el telefonillo del timbre por el cual se comunicaban. Cuando este caía libremente al suelo, la fuerza del mismo hizo que se desprendiera del cable y se rompiera totalmente en el suelo; su único método de comunicación había desaparecido para siempre. Había alivio en ella.

Fue a la cocina y se preparó una taza de té, la sujetó con ambas manos para que el calor recorriera su cuerpo y alejara los malos sentimientos. Pero de nada servía, su alma seguía siendo fría, pero estaba segura que no tanto como antes, por lo menos ahora tenía cierto remordimiento por sus acciones.

Acabada la taza de té se dirigió a su habitación con la firme propuesta de enfrentarse a él, su única realidad en el mundo, pero no ese día, las fuerzas eran escasas y necesitaba descansar. Cerró cortinas y apagó todas las luces. Quería sumirse en la miseria de no ser nadie cuando aún era medio día.

Un estruendoso golpe la hizo temer por su vida, corrió directamente hacia las escaleras de emergencia. Tenía las llaves en mano para abrir la puerta, pero ya no había puerta, solamente estaba él.

Un escalofrío recorrió todo su cuerpo. Vio en sus ojos el fuego de la ira. Temía por las consecuencias de aquella intromisión a su vida.

Él se acercó despacio, como quien tiene miedo de ser atacado. De repente, con un solo impulso la tomó entre sus brazos y susurró en su oído: “….no huyas más, es tan solo una enfermedad”.

El calor regresó a su alma.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s